Cluster, una Iniciativa de Valor Compartido Volver

El turismo de negocios y eventos: la apuesta para vender a Bogotá en el exterior

Los turistas que llegan a la capital por negocios o eventos consumen entre USD $500 y USD$1.000 diarios. Cifras claves de la ciudad para cazar inversión extranjera.

Por segundo año consecutivo, Bogotá es la quinta mejor ciudad de América Latina para hacer negocios, según la revista América Economía. Las razones del rótulo se relacionan con factores que atraen a los inversionistas extranjeros, como los 4,6 millones de personas que tiene la ciudad para fuerza laboral, su ubicación estratégica — ElDorado es el primer aeropuerto en movimiento de carga en América Latina— y su oferta de grandes eventos internacionales, como congresos académicos, exhibiciones de arte y ruedas de negocios.

Esas personas que llegan a la ciudad por trabajo se convierten en turistas que consumen entre USD $500 y USD $1.000 diarios en hoteles, restaurantes, recorridos históricos y en la compra de regalos. Si Lima le apuesta a la comida como vitrina internacional y Ciudad de México a los eventos culturales, Bogotá pone su mirada en el turismo corporativo. La capital es un entorno favorable para hacer negocios y lo demuestran las cifras que ha generado la incursión extranjera.

El turismo corporativo se entiende como la capacidad de una ciudad para acoger grandes eventos internacionales, como congreso académicos, exhibiciones de arte, rueda de negocios, eventos deportivos, entre otros. Esta actividad no solo impacta a empresas del sector turístico, sino que apalanca otros sectores relacionados, como comercio y gastronomía. 

Los resultados de Bogotá como destino de negocios se ven reflejados en que en una década, las empresas extranjeras han invertido US$ 1.700 millones en la capital, con 220 proyectos que han sido traídos por Invest In Bogotá, agencia encargada de posicionar a la ciudad como destino internacional. 

Por segundo año consecutivo, Bogotá ocupó el quinto lugar entre las mejores ciudades de la región para hacer negocios, por encima de Buenos Aires, Ciudad de Panamá y Lima, grandes referentes de destinos para turismo corporativo. 

Referencia: El Espectador