Cluster, una Iniciativa de Valor Compartido Volver

Mesa sectorial diseño, confección y moda orientada a la innovación del producto

Llevada a cargo por Giovanni María, docente del Politécnico Di Milano – Italia, quien abordó temas relevantes del diseño, su composición, estructura e importancia.

El pasado 10 de octubre de 2017, la Iniciativa Cluster de Prendas de Vestir que lidera la Cámara de Comercio de Bogotá participó en el  conversatorio coordinado por el SENA, en el que se expresó que el diseño es más que la realización de un producto comercial.

Lo importante de llevar a cabo este proceso es saber cuál es el comportamiento del consumidor, basado en esto se genera una inspiración, que origina una idea, de la cual se desprende la innovación y da como resultado el diseño, que tiene como objetivo principal brindar una experiencia de compra al consumidor.

En línea con lo anterior y remontándose un poco en la historia de la moda, existen grandes ejemplos de creación como Ernesto Michahelles, diseñador italiano, influenciado por un movimiento futurista, quien en 1919 empezó a diseñar indumentaria y sugirió la creación de “la tuta”, más conocido como “overol”, generando toda una revolución en diseño e innovación de ropa futurista en la moda italiana.

Por su parte, la icónica creación de Madame Coco (Coco Chanel), con su bolso 2.55 de la mansión francesa, dio un giro y propuso una manera de portar un bolso de mano, incorporando una cadena alrededor para poder colgarlo del hombro, manteniendo la esencia de Madame Coco.

De otra parte, Stone Island fue un líder reconocido por tener claridad de marca y generar un contexto diferente el modo de vestir conjugado con la funcionalidad. En 1982 su inspiración lo llevó a desarrollar uniformes militares y para el trabajo tradicional. Hoy en día, la marca es reconocida por sus chaquetas clásicas e innovación de materiales y sigue siendo tendencia mundial.  

Todo lo anterior evidencia que el diseño es una inspiración en la que confluyen emociones, colores, cultura, ideales, materiales, entre otras tantas variables que, a través de un proceso, permite la construcción de un concepto que genera valor agregado a los productos y, por ende, resulta muy relevante como área estratégica para las empresas que deseen evolucionar.